info@mercantil.com.do (809) 549-6448

Una de las preguntas claves que tienes que hacerte a la hora de tomar un préstamo es si este tiene la opción del saldo anticipado. Ya que te puede entrar una “brisita sabrosa” de algún bono o incentivo con que quieras liquidar tu deuda. Sin embargo es posible que no estés seguro de hacerlo. En Rexi te hablo sobre si saldar este préstamo con anticipación vale la pena o no. ¿Qué es el saldo anticipado? Aunque parezca raro, hay personas que no tienen papa idea de qué es el saldo anticipado. De hecho, en mi consulta veo personas, a las que les planteo es posibilidad y me miran como si les hubiera pedido la explicación de la redondez de la tierra; y para evitarme eso, por si acaso, te explico. El saldo anticipado, es pagar previo al término del tiempo acordado, el monto de la deuda. Es decir, si tenías que pagarle al banco en 3 años, al hacerlo antes, te anticipas, haciéndolo en menos tiempo. ¿Y por qué es importante esto? Porque dentro del contexto de la negociación que sostengas con el banco debes saber si hacerlo implica un costo. Recuerda que la materia prima del banco es dinero y tiene que ganarle igual que un panadero debe sacarle a la harina que compra para el pan. Y hay bancos que, aunque puedes saldar tu préstamo con anticipación, te penalizan por hacerlo. Esto puede variar de un banco a otro, pero en resumidas cuentas el costo por lo general es un porcentaje de interés cargado al monto por pagar. ¿Vale la pena saldarlo anticipadamente? Partiendo de qué es saldo anticipado y qué pudiera implicar, la pregunta lógica es si vale la pena o no hacerlo. Y la respuesta simple y sencilla es: Depende. Depende de diferentes factores, tales como tiempo del préstamo, monto a saldar, tasa interés, penalidades, etc. En otras palabras darte una respuesta cerrada a algo que puede ser tan variable no es sencillo. Sin embargo, el elemento en común para determinar qué tan efectivo puede ser saldar anticipadamente un préstamo, en caso de que no haya penalidades, es la distancia que haya entre el momento en que estas hasta el momento del cierre del préstamo. Conoce las entidades que te permiten pagos anticipados sin penalidad Para hacerlo más sencillo, en la medida en que estés más cerca de la fecha final, vale menos la pena saldar anticipadamente el préstamo, porque las instituciones financieras cobran los intereses al principio del préstamo y pagan el capital después. Por lo tanto, no es lo mismo saldar un préstamo que le quedan 3 meses a uno que le quedan 18 meses; por una razón bien sencilla, no te estarás ahorrando mucho dinero. Prácticamente habrás pagado todos los intereses propios de la deuda financiera que asumiste. En ese sentido, tu análisis para determinar esta decisión es ver qué tanto te estás ganando con este saldo anticipado, de manera que puedas sopesar si este movimiento favorece a tus finanzas.

"A cualquiera se le muere un tío" es una frase española que alude eventualidades. Una de ellas es caer en una baja calificación crediticia, que se traduce en que se cierran varias puertas, financieras y comerciales. Ante esta realidad en Rexi te hablo sobre qué hacer si necesitas un préstamo y tu score no te ayuda mucho. ¿Qué tiene que ver el score con un préstamo? Una de las preguntas que suelo escuchar en algunas personas es ¿qué relación tiene el score o la calificación crediticia con que me aprueben o no un préstamo? La respuesta a esta interrogante es: Tiene muchísimo que ver, ya que sirve como parámetro que mide tu comportamiento de pago. Para que esto se entienda, el score muestra la probabilidad de impago de una persona o empresa. Es decir, cuál es el riesgo que asume una empresa o banco en facilitarte un monto a crédito. Esta información sale de tu historial crediticio, que no solamente son préstamos o tarjetas de crédito, sino de tu actividad transaccional general, como el pago del teléfono, cable, celular, etc. En ese sentido, los bancos usan esto, como referencia medible de quien solicita el préstamo. ¿Qué hago si no tengo un buen score? Partiendo de la importancia que tiene una buena calificación crediticia, la pregunta natural que surge es, qué hacer en caso de tener un score desfavorable. Y para esto te presento algunas medidas que puedes tomar en relación a esta situación. Identifica la razón de tu calificación Hurga sobre qué pasa con tu crédito. Es decir, saber en qué pie estas parado(a).Para esto consulta el buró de crédito (sin costos con TransUnion y DataCrédito) y ver lo mismo que ven los bancos de ti. Es posible que tu situación no sea grave y se pueda enmendar, quizás sea un error, o bien algo serio. Si es esto último, entonces, probablemente un nuevo préstamo no sea la solución. Habla con tu banco y negocia Luego de ver lo que ven los bancos, es tiempo de abrir el tema con ellos buscando una solución. Toma en cuenta que las instituciones bancarias, aunque son estrictas en sus normas, están dirigidas por seres humanos, y como dicen en mi campo: "hablando la gente se entiende". Por lo tanto, siéntate con tu banco, plantea tu realidad e identifica con ellos alternativas a tu caso. Puede que tengan algún producto de crédito para personas con la calificación como la tuya, o bien, que apliquen condiciones particulares para que obtengas el crédito deseado. Lo importante es que des el primer paso y seas proactivo(a) en tu situación financiera. Pondera otras opciones Por último, tantea otras opciones como un préstamo familiar, pero al mismo tiempo; y para que no te vuelva a pasar, trata de recomenzar y sanear tu crédito con alguna tarjeta especializada, que te permita demostrarle a los bancos que eres de fiar con tu manejo del dinero.

El éxito de la gestión financiera, en términos de los préstamos, se puede medir en el plan de acción que implementes durante la vigencia del crédito. En Rexi Finanzas te mostraré algunas estrategias que te permitirán tener un buen desempeño durante el saldo de la deuda. La importancia de tener una estrategia Usualmente cuando pensamos adquirir algo y necesitamos auxiliarnos de un préstamo personal, solemos enfocarnos en la cuota del préstamo, hacer un cálculo matemático y análisis rápido de esta, y si nos cuadra, nos “metemos en el lío” porque “lo cualto tan hecho”. Cuando esto sucede pasamos por alto la importancia de tener un plan de accioón. En otras palabras, no hacemos los numeritos reales, y esto tiene como consecuencia que tengamos la soga al cuello mes tras mes. Es por esto que la estrategia que implementes es determinante, porque con ella te adelantas a lo que pudiera suceder y planteas la manera en que puedes resolver tal o cual situación. Por ejemplo, que te quedes sin empleo o que le pase algo al carro, entre otras cosas que pueden suceder. En otras palabras, no estarás improvisando, algo típico en RD. Estrategias para saldar préstamos Partiendo de la importancia de tener un plan de acción para saldar tus préstamos personales de forma inteligente, quiero compartir contigo algunos puntos claves para que puedas tener un desempeño financiero óptimo y llevadero para tus bolsillos. Estrategia No. 1: Crea un fondo de emergencia Lo primero que tienes que prever es una potencial baja en tus ingresos, aquella que viene de situaciones inesperadas pero que pueden ser reales. Por ejemplo, que estés contando con esa comisión del negocio que hiciste, y que al final, no se pudo dar o de los bonos de la empresa, que fueron menos este año. Para esto debes tener un “clavito” guardado por ahí. Aquel que cubra entre 3 y 6 meses de cuotas. Con esto te haces de un colchón, y te cubres en caso de que se presente una de esas cosas que no quieres que suceda. Tu primera inversión es el fondo de emergencia. Aprende cómo construirlo aquí Estrategia No. 2: Coordina con el pago de la quincena más 'floja' del mes Por lo general de las dos quincenas hay una que tiene un menor peso en compromisos financieros. En ese sentido, trata de coordinar la fecha de pago de la cuota con esa mitad del mes más flexible. Para determinar esto puedes elaborar un calendario de pagos en donde especificas tus compromisos fijos mensuales, como también la fecha en donde te hacen los descuentos del salario, de manera que puedas escoger la fecha que más cómoda sea para pagar el préstamo. Aquí puedes conocer los préstamos personales que te ofrece el mercado Estrategia No. 3: Haz pagos extraordinarios al capital Por último, dentro del marco de la posibilidad efectúa pagos extraordinarios al capital del préstamo. Con esto reduces del tiempo del préstamo, y en el largo plazo, aminora la carga en intereses. Es importante resaltar que para esto tienes que ver los términos del acuerdo en cuanto a saldar el préstamo con anticipación. Ya que existen entidades que penalizan cuando se cancela la totalidad del préstamo previo a la fecha estipulada. Conoce los préstamos que no te penalizan por realizar abonos extraordinarios

Aquí algunas pautas a tomar en cuenta para que ese préstamo personal que piensas tomar sea una movida exitosa para tus finanzas. Establece un propósito Un préstamo personal no es un premio, ni un juego; es una responsabilidad que te va tomar tiempo. Y luego que firmas, entonces debes pagar. Por lo que es necesario que partas de un propósito definido. Que te digas a ti mismo(a): “voy a tomar un préstamo para mi vehículo” o “voy a tomar un préstamo para adquirir los muebles de la casa”. Estos objetivos deben definir la razón de ser del mismo. Analiza tu realidad financiera Tómate un tiempecito y analiza tu realidad financiera en términos de tu capacidad de pago. Es decir, calcula si tienes el dinero disponible para responder a este nuevo compromiso mensual, y cómo afectará tu flujo de efectivo. Para esto divides tus ingresos entre tus gastos, si el número es mayor que 1, significa que tienes disponibilidad. Si es así, considera si es suficiente. No llegues al límite que te impida ahorrar. De lo contrario reconsidera tomar el préstamo. Recuerda que esto afecta tu score de crédito, y debes cuidarla. Investiga las condiciones que te favorezcan En el mercado bancario existen diferentes opciones de préstamos personales, y tienes que encontrar no solo el que te ofrezca mejores tasas, sino el que se ajuste al tiempo que piensas emplear en esto. Conoce todas las opciones que te ofrece el mercado financiero dominicano a la hora de tomar un préstamo personal Imagínate tomando un préstamo para un microondas, y que lo hagas a 5 años. Aunque lo hagas a una tasa menor, por el hecho de durar tanto tiempo, se te puede encarecer el préstamo. Por lo tanto “ojo pelao” con los plazos extendidos. Sé prudente y manéjate en función de condiciones que te favorezcan conforme a lo que vas a adquirir. Elige los préstamos personales por encima de las líneas de crédito Todo va a depender de para qué lo quieras, pero en esencia, las líneas de créditos se destinan a negocios. El préstamo personal te permiten amortizar la deuda en el tiempo. Mientras que la línea de crédito, en esencia, vas pagando los intereses y no el capital. Además de que el préstamo personal te ayuda a aumentar tu score de crédito siempre y cuando lo sepas manejar correctamente. Evita financiar el monto total Dentro del contexto de los préstamos, tomarlos por el total que necesitas es una movida delicada, porque puedes exceder tu capacidad de pago ya que no tienes nada de respaldo. Lo ideal es que hagas una combinación de tus ahorros con el monto que necesitas. El ahorro es parte importante de tus metas. Encuentra la cuenta de ahorro ideal aquí Guarda el “clavo” por si acaso Por último, ten un “clavito” guardado por ahí. Todos somos sujetos a eventualidades en donde nos vemos sin liquidez. Por lo tanto “cúrate en salud” y crea un fondo que cubra, al menos, 3 meses de cuota; así te auto-aseguras con las mensualidades del préstamo. Tu PRIMERA inversión es el fondo de emergencia, ¿cómo construirlo?

a refinanciación o reestructuración consiste en modificar las condiciones iniciales de un crédito, e implica cambiar los términos del contrato mediante el cual se estructuró el mismo, tales como plazo, tasa de interés o sistema de amortización, entre otros.

Todo dependera de la relación cuota liquidez.

Al tener pago hasta la mitad de las cuotas contratadas.